jueves, 13 de marzo de 2008

EL FUEGO


El fuego,
que yo creía apagado para siempre,
de pronto vio la luz de una estrella
que bajando desde el cielo
besaba su corazón haciendo chispas.

El fuego,
que yo creía apagado para siempre,
volvió a nacer con llamas color oro
para soñar con el beso de su estrella
que llena de su azul lo acariciaba.

Volvió entonces a ser lo que había sido.
La llama fuerte inundó su alma entera
y el sentimiento de hizo incontrolable.
Ya nada mas necesitaba el fuego,
Se había enamorado de su estrella.

Hoy, estrella y fuego, amando,
amando como nunca habían amado,
entrelazan sus rayos luminosos
porque saben, (así dijeron otras estrellas),
que han nacido el uno para el otro.
Copyright

4 comentarios:

IndeLeble _ Ali dijo...

El fuego que a veces uno cree apagado con la sola brisa vuelve a ser fuego!
Hermoso Carlos , besotes!

Carlos María dijo...

Es cierto Ali, muy cierto, aunque esto solo sea una ilusión que nace de la fantasía de quienes elegimos el camino de reflejar nuestros sentimientos en letras.
Un beso enoooooooooorme.

mia dijo...

a este fuego buscaba yo

en este fuego dejo mi corazón!

.♥♥♥besos♥♥♥

Carlos María dijo...

Lo dices tan bien que ya no me
quedan palabras para contestar.
Solo la sensación de tibieza inmensa.
Besos